Pececillo de plata

Definición

¿Qué son?

plaga-pececillo-de-plata-sixsa

El pececillo de plata (Lepisma saccharina) es un insecto que pertenece a la familia de los tisanuros.

 

Presenta un cuerpo largo y aplanado, que es ancho en la parte frontal y gradualmente se va estrechando hasta la parte posterior. Los individuos adultos presentan el cuerpo recubierto de unas escamas plateadas, de ahí el nombre de pececillo de plata, que le da un brillo metálico al cuerpo.

 

Tienen dos largas antenas, y en la parte posterior, tres filamentos largos y dos pequeños apéndices en la punta llamados cercos. En su fase adulta no suelen hacer más de 1 centímetro de longitud.

Biología

Ciclo de vida

Las ninfas de los pececillos de plata son idénticas a los adultos, pero más pequeñas, y carecen de las escamas plateadas que caracterizan a estos insectos. El desarrollo de huevo hasta adulto tarda unos 3-4 meses en condiciones ambientales óptimas, y los adultos pueden vivir unos 2-8 años.

 

El apareamiento se realiza después de un ritual nupcial que dura unos 30 minutos. Una vez terminado el ritual, el macho segrega una cápsula llena de esperma conocida como espermatóforo, que la hembra recoge y se introduce en el orificio genital, realizándose la fertilización de los huevos. Las hembras realizan puestas de 2-20 huevos que depositan en grietas o hendiduras oscuras y preferentemente húmedas.

 

La comida preferida de los pececillos de plata son los alimentos ricos en almidón u otros carbohidratos como el azúcar (de ahí su nombre científico) o la dextrosa de los adhesivos utilizados para la encuadernación de libros. También pueden alimentarse de papel viejo, papel pintado, suciedad, pelusas, cabellos, algodón, lino, seda…

plaga-pececillo-de-plata2-sixsa

Pececillo de plata

Daños producidos

plaga-pececillo-de-plata3-sixsa

Se pueden encontrar casi en cualquier parte de la casa, sobre todo en garajes, áticos, cuartos de baño o sótanos. Sus hábitos alimentarios pueden llevar a ocasionar daños en libros, encuadernaciones u otros materiales hechos de papel.

 

Además, también pueden dañar gravemente la ropa al alimentarse de tejidos manufacturados mediante fibras sintéticas o naturales como la seda, el algodón o el lino, y contaminar con sus escamas y deyecciones los alimentos, dejando manchas amarillentas en ropa, libros u otros productos de papel.

 

Cuando su presencia se descontrola y se convierten en una plaga, la mejor forma de controlar su expansión es eliminar cualquier fuente de alimentación que pueda llegar a potenciar su crecimiento poblacional, por ejemplo, eliminar las acumulaciones de papel o cajas de cartón, realizar limpiezas frecuentes y contactar con una empresa de control de plagas.

logo-sixsa

  La seguridad ambiental es cosa de todos  

Abrir chat
Contacta con nosotros a través de WhatsApp y nuestros técnicos le asesorarán
Powered by